Miércoles, 15 Julio 2015 08:59

La editorial estadounidense Elsevier se enfrenta a los buscadores Google y Facebook por alojar sin su autorización toda su producción científica (libros y artículos)

Valora este artículo
(0 votos)

La piratería alcanza proporciones gigantescas. Tras el cine, la música y los videojuegos, le ha tocado el turno a los libros. Pero no solo a los de ficción (que se descargan como lechugas para leerse en las tabletas, claro sin pagar por ellos). Ahora le toca a las editoriales que distribuyen libros, artículos y documentación científica, elaboradas tras millones de gastos en investigación.  La editorial estadounidense Elsevier ha sido una de las perjudicadas, al ver cómo las webs libgen.org y sci-hub.org, ofrecen gratuitamente esos trabajos de su propiedad (miles). Por eso les ha demandado. Y en esta demanda ha solicitado una orden judicial preliminar para que se prohíba su alojamiento o se las elimine de los buscadores. Y claro, al conocer éstos la demanda de Elsevier, han puesto el grito en el cielo, diciendo que ellos no tienen la culpa. Nos estamos refiriendo, entre otros, a Google y Facebook. Pero también lo ha hecho Microsoft. ¿Por qué? Porque todos tienen mucho que perder si la demanda prospera: bien porque crearía un precedente para muchos otros productos alojados ilegalmente en los buscadores, o por la presencia de paquetes de “software” legal en el afianzamiento de esta piratería.